Nuevos buzos y Seguridad en el buceo

publicado en: Bitacoras 0

Este fin de semana 24 y 25 tuve el placer de certificar a 3 nuevos buzos, Yveth, Ronald y Federico. Fue un curso intensivo y el desempeño, receptividad y compromiso de ellos permitió que culminara exitosamente.
Realizamos 4 inmersiones, 2 el sábado y 2 el domingo. Nos acompañaron completando el grupo, José (El Tibur), Tiago, Gerardo Aguilar, su esposa Rosa y su encantadora hija Daniela.

El primer día estuvimos en Cayo sur, con un mar un poco verde pero con una excelente temperatura y visibilidad buena. 

El domingo fuimos a cayo norte, el mar estaba  muy antipático, olas y viento hicieron la navegación muy movida, tanto que Federico alimentó a los peces. Nos atarmos al muerto y  nos quedarmos allí.

Al finalizar la inmersión decidimos por referéndum consultivo  irnos a cayo sur. Disfrutamos de un tranquilo intervalo de superficie y planificamos nuestra última inmersión.

Nuestro plan era darle la vuelta al “cayito” mientras que el resto de buzos certificados haría lo mismo en sentido contrario. Nos costó cruzar la barrera, el oleaje estaba fuerte pero una vez que pudimos cruzarlo enseguida descendimos e iniciamos nuestra inmersión.  A los 10 minutos nos topamos al grupo que venía en sentido contrario, nos saludamos y continuamos.

Fue muy interesante ver la capa marrón que estaba encima y abajo la visibilidad perfecta. Estuvimos 45 minutos de inmersión y terminamos llegando  donde el bote estaba anclado. Esperamos por el resto del grupo, llegaron todos menos dos buzos que al ratico vimos que estaban saliendo en el cayito.
Fue muy aparatoso el tratar de salir del cayo ya que la barrera de coral lo hace más difícil y es imposible ayudar desde el bote, salvo indicarles algún lugar o “pasillo” para poder salir.

Luego de unos 10 minutos les pudimos indicar un lugar por el cual salir y lo lograron. Afortunadamente no pasó a mayores, uno que otro golpecito (sobre todo en el orgullo). Lamentablemente observamos cómo desde otro bote de buceo, se burlaban a voces de la situación de ambos buzos.

No puedo hacer ningún juicio de valor sobre el por qué llegaron allí, pero sí puedo compartir con ustedes algunas recomendaciones para que estas situaciones no pasen:

  • Recuerda escuchar bien el briefing antes de la inmersión, especialmente las recomendaciones de rumbos, profundidades, tiempo de fondo y procedimientos de seguridad.
  • Siempre haz tu chequeo  pre-inmersión (CPTAO) Chaleco, Plomos, Tiras, Aire, Ok final.
  • A menos que conozcas bien la zona, procura mantener siempre contacto visual con tu líder de buceo y con tu compañero.
  • Chequea constantemente tu aire y tu profundidad.
  • Culmina tus inmersiones con 50 bares / 750 psi haciendo una parada de seguridad a 5 metros por lo menos de 3 minutos.
  • Si pierdes a tu líder de buceo, recuerda el plan de inmersión, si no se encuentran asciende a superficie y búscalo.
  • Ante cualquier situación de emergencia establece flotabilidad positiva inflando tu chaleco automáticamente, oralmente o suelta tu sistema de lastre.
  • SI no puedes llegar hasta el bote o la orilla, haz la señal de auxilio para que te vayan a buscar.
  • Ante cualquier situación de estrés recuerda PREPA (para, respira, piensa, actúa)

Es importante mantener buenos hábitos de buceo, refréscalos con tu instructor o con personas de tu confianza. 

Si eres testigo de una situación incómoda, no te burles de los implicados, piensa que si estuvieras en su lugar no te gustaría que te hicieran lo mismo.

A los nuevos buzos, felicidades y continúen buceando.

Miguel Blanco

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.