Buceando en nuevas aguas, conociendo Algarrobo en Chile

publicado en: Bitacoras 1

algarrobo_01Sofía y yo teníamos casi dos meses sin bucear, nada fácil de soportar para buzos que están acostumbrados a mojarte todas las semanas. Nuestra decisión de mudarnos a Chile, pasaba por adaptarnos a un nuevo país, nuevas costumbres, nuevo léxico y nuevas aguas. Fue así que, después de que llegaron nuestros equipos de buceo, planificamos nuestra primera salida en Chile; nuestro destino Algarrobo.

algarrobo_08Algarrobo está ubicado en el Litoral Central a unos 110 km desde Santiago. Es conocida como la «Capital Náutica de Chile», ya que aquí se practican todo tipo de deportes acuáticos, entre ellos el submarinismo.  Su nombre se debe a la abundancia del árbol algarrobo. Cuenta con abundantes playas y una hermosa arquitectura, en la que destaca la piscina más grande del mundo en el resort San Alfonso del Mar, premiada en el Libro Guinness de los récords. Mi amigo Alfieri Montes de Oca me recomendó que contactara a Joao Rodríguez de Cinco Océanos.  Así que luego de planificar la logística el sábado Sofía Gajardo, Gabriel Vegas y yo partimos rumbo a Algarrobo.

 

Un viaje de una hora y 20 minutos, excelente vialidad, 3 peajes y muchas emociones. Al llegar a Cincoceanos dejamos nuestros equipos y buscamos algo para desayunar. “Vayan al patio de comidas”, una serie de restaurantes locales donde se pueden degustar Sanduches de lomo (carne de res), Lomito (carne de cerdo), empanadas de pino (horneadas con un guiso de carne, una aceituna y una rodaja de huevo adentro), empanadas de queso y de camarón con queso. Divinas por demás pero debes comerte unas cuantas para poder llenar la Guata (la barriga).

El paisaje, día soleado, cielo azul y una brisa fresca. Confieso que para alguien que viene del Caribe y que apenas piensas en playa buscas tus shorts, una camisa y por supuesto la cava con cervezas, ver a la gente vestida, muy pocas personas bañándose y ningún equipo de sonido aturdiéndote, es un shock. (Ahhh y nadie bebiendo con su cava en la playa) La preparación, un lugar nuevo, un equipo diferente, un reto. Cuando vienes del caribe, con aguas de 25 grados, traje 3 milímetros la verdad ni te pasa por la mente lo que es bucear en aguas frías.

Me coloqué un traje 3 mm más otro 5mm, en total 8 milímetros de protección. Sofía por su parte uso un traje de alquiler de dos piezas, 12 mm en el pecho y 7 en brazos y piernas. Adicionalmente capucha y guantes. Gabriel por su parte tiene su traje 8mm con el cual le va muy bien.

¿Cuánto lastre me pongo? Esa fue la pregunta de rigor. Allí viene al tu mente la tabla que está en el libro de avanzado de PADI, sección de flotabilidad donde, según el grosor del traje haces un cálculo. Además la confusión en la que todos nos hablaban de Kilos, cuando hemos estado acostumbrados a hablar de libras. Cómo Sofía y yo íbamos en sidemount, nos colocamos 16 libras en el weight plate más un cinturón de lastre con unas 12 libras. Por el “temor” al agua fría, no hicimos un chequeo de flotabilidad en el agua. Lógicamente el primer buceo serviría de evaluación para saber realmente nuestro lastre.

Y llegó la hora, al agua. algarrobo_06Luego de equiparnos y caminar hacia el muelle, nos montamos en el bote con destino a Bajo Amarillo. Este sitio es un bajo que está entre los 20 y 30 metros de profundidad. Posee unas esponjas gigantes de color amarillo. Adicionalmente la cantidad y variedad de estrellas de mar es fascinante. Descendimos por el cabo del ancla y los efectos del sobre lastre se hicieron sentir, a pesar de agregar aire a mi chaleco, el descenso continuaba. Luego de poder controlar mi trim, me sentía muy pesado, cuando miro mi computadora, 22 metros, 13 grados. El frío lo sentí principalmente en las manos y labios, del resto afortunadamente bien. Miro a Sofía y me señala que está ok, igual con Gabriel.  La visibilidad de unos 7 metros, un poco turbia el agua y con corriente. Luego de hacer el recorrido y pasados unos 22 minutos, le señalé al guía para subir, así que iniciamos el ascenso usando el chaleco debido al sobrelastre. La parada de seguridad fue “en cámara lenta” 3 minutos que se hicieron largos, definitivamente debido al frío. Una vez terminada llegamos a superficie, pasamos los tanques y aproveché de quitarme el cinturón y hacer un chequeo de flotabilidad con mi chaleco Dive Rite, total ya estaba mojado y con frío. Vacié mi chaleco y efectivamente me podría hundir. Ya tenía una idea más clara de mi lastre correcto.

Luego de 5 minutos de navegación retornamos al muelle y ya en la operadora, nos esperaban con café caliente y algunas galletas. Luego de 30 minutos ya estábamos listos para la segunda inmersión, Gabriel se quedó. El segundo punto era “El laberinto del lobo”. Una pared de piedras que está cerca de una rompiente. Posee un pasillo por donde pasa un buzo detrás del otro. Abundantes algas, estrellas, nudibranquios, cangrejos, camarones. Algunas veces los leones marinos se acercan a los buzos en este lugar, pero esta vez jugaron el escondite con nosotros.

Ya en el agua empezamos el descenso. Fue excelente el ajuste del lastre, bajaba lentamente y no tenía que agregar grandes cantidades de aire al chaleco. Profundidad máxima 12 metros. La corriente era intensa, nos dejábamos llevar. Ya más relajados disfrutábamos más el nuevo  paisaje marino, diferente al Caribe pero definitivamente igual de encantador.

Después de 30 minutos llegamos a nuestra parada de seguridad para culminar nuestra inmersión. Fue un día intenso, de esos en que te sientes novato, como en tus inicios y sales con esa misma sonrisa de querer más. Un nuevo reto para Sofía y para mí, empezar a bucear en las aguas de Chile, conocer su fauna y sobre todo hacer nuevos amigos.

Para ver todas las fotos en facebook puedes entrar aquí
Miguel Blanco miguel@latitudscuba.com
@migueldiver
móvil: +56-9-8554-8437

  1. Joao Rodríguez
    | Responder

    Miguel un placer atenderlos en mi operadora y sobre todo a un grupo de instructores tan responsables y profesionales como ustedes, esperamos seguir junto a ustedes en este nuevo desafío, saludos!!!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.